Luna Nueva en Libra : Los Tres Amores

Diseño sin título (15)

Las fases lunares se producen por la interacción entre los movimientos del Sol, la Luna y nuestro Planeta Tierra. Las Lunaciones, ciclo de 29 días en donde podemos observar las diferentes fases de la Luna, son un reloj en el Cielo que regulan el Tiempo en la Tierra. Aquí y ahora estamos comenzando un nuevo ciclo, la Lunación de Libra 2018, y la gran oportunidad es despertar la Conciencia Vincular que caracteriza a la Nueva Era, observando los Tres Amores, las tres dimensiones del amor verdadero : el Amor al Yo, el Amor al Otro y el Amor al Cosmos.

Estamos en Luna Nueva en Libra 2018, y empezamos un nuevo ciclo en nuestro Planeta. El Sol y la Luna se unieron bajo el grado 16º de Libra, y Venus (su planeta regente) entró a retrogradar en Escorpio, generando un clima especial para reflexionar sobre aquello que necesitamos transformar para alimentar el verdadero Amor y estimular el contacto profundo en nuestros vínculos.

Así comenzamos la Lunación de Libra, un nuevo ciclo de crecimiento respecto a la Conciencia Vincular, un tiempo para desarrollar una nueva mirada del Amor, la integración, balance, armonía y colaboración en todas sus formas.⠀

La Luna Nueva en Libra

El Sol y la Luna estan unidos en el Cielo bajo el signo representado por la Balanza, y cada Lunación de Libra (ciclo que va desde la Luna Nueva hasta la siguiente Luna Nueva) nos abre para crecer en virtud de la integración de la “Otredad”.  El Principio de Polaridad, el concepto del Yin-Yang en el que se enmarca la totalidad de la vida, cobra protagonismo aquí y ahora, y es por eso que el desarrollo del Ser busca evolución a través de la construcción de una nueva totalidad.

Libra es energía que corresponde al elemento Aire, modalidad Cardinal. Energía que irradia luminosidad para la creación de un sentido real y verdadero de valores armónicos. La realidad del intercambio humano,  el mundo de las ideas vinculares y de la bellezason la esencia de la energía libriana, y la percepción del Universo se sintetiza en el concepto Yin-Yang.

Así, la energía de Libra nos invita a observar el mundo desde una mirada integradora, crear de a dos, compartir, dar y recibir, y percibir la belleza de la cooperación, la identidad en la dualidad, la pareja, las asociaciones, la apreciación de puntos de vista opuestos, el acuerdo, la tolerancia, la liviandad de la diplomacia, la sociabilidad, la elegancia y refinamiento que engendra la armonía en todas las cosas, la búsqueda consciente del equilibrio, la tendencia natural que nos hace fluir hacia el balance.

Por eso, durante este tiempo se ilumina la conciencia de la integración y de las relaciones, y la Luna viajando por las diferentes fases (y Signos del Zodíaco) nos dará nuevo conocimiento para observarnos cómo nos desplegamos en la relación que entablamos entre el Yo, el Otro y el Mundo.

Los opuestos no son contradictorios, sino compañeros que se atraen para gestar lo nuevo a partir de la perfecta colaboración, creando alquimia, integración y un balance que es nueva belleza.

Somos todos diferentes, y observamos el mundo desde nuestra mirada particular. Nuestro paisaje interno de intuiciones, sensaciones, pensamientos y emociones, diseñan conjuntamente el observador que somos. Nuestras interpretaciones son nuestras, y el otro observa desde su enfoque individual.Por eso, aceptar esta diferencia básica es al otro, a lo Otro, abrirnos a la “otredad”, que no puede más que colaborar con nuestra evolución.

Por eso, ahora es tiempo de observar que somos en vínculo, de contemplar la manifestación del amor hacia el otro en actos, no palabras, la valorización de las relaciones, la expansión de Conciencia que creamos cuando reconocemos que somos todos diferentesen la manera en que percibimos el mundo y actuamos a favor de ello. 

El Ser Humano es un ser social, y por eso todos necesitamos instintivamente relacionarnos con otros seres para crear una identidad nueva y crear evolución.

El Amor, es decir, el acto de colaboración perfecta entre los opuestos complementarios que da lugar a la construcción de la nueva vida, la belleza, necesita esencialmente de la Libertad para existir. Amor y Libertad no son aspectos contradictorios en las relaciones, sino que son alquímicos,aspectos que al fusionarse en actos concretos dan lugar a la renovación del Ser, al hombre y mujer nuevos que pueden integrarse plenamente en la Nueva Era de Acuario.

Así, esta Lunación, ciclo de 29 días, nos trae una nueva oportunidad de liberación y renovación del espíritu individual y colectivo, la conciencia de que somos en vínculo, y la posibilidad de subirnos a la Ola del Tiempo de la Nueva Era.

Desde adentro y hacia afuera, la Conciencia Vincular se asienta en que la energía más poderosa del Universo, tal como lo dijo Einstein,primero nace desde el Amor al Yo, para luego poder dar vida al Amor al Otro y al Amor al Cosmos. Jamás puede fluir al revés.

El Amor al Yo, Amor al Otro y Amor al Cosmos, son tres niveles del Amor y se manifiestan en el Amor Erótico, el Amor Empático y el Amor Admirativo. 

Los Tres Amores se estimulan desde la búsqueda y la purificación del corazón. Son tres distintas maneras de amar, tal como nos lo enseña mi querido Claudio Naranjo, son tres dimensiones diferentes del Amor.

Para crear, decidir, y avanzar desde el corazón, desde lo más auténtico de nuestro Ser,el corazón debe estar puro, liberarse de viejas emociones que no permiten su brillo. La fuente de Amor necesita renovarse.

La vida es cambio constante, no somos los mismos que ayer, ni que hace 1 año atrás, es fundamental, para dejar ir las antiguas versiones del Yo, lo que ya no nos vitaliza, flexibilizarnos y abrirnos al nuevo camino que ya está presente. Vivimos cambiando porque vivimos creándonos paso a paso, y la evolución sucede únicamente si honramos el cambio, si lo permitimos y enaltecemos,aún con las incomodidades que nos presente.

Entonces, conecta con tu corazón, que late a cada instante. Nunca un latido es igual al anterior. Siéntete. Abrázate. Percibe tu Aquí y Ahora, y entrégate al cambio.

¿Quién Soy Aqui y Ahora?

¿Cómo Verdaderamente Puedo Amarme Hoy?

¿Qué Necesita Renacer en Mi Corazón?

Siente el latido de tu corazón, y observa lo que emerge a la Conciencia. Escuchar la voz del corazón cobra especial relevancia hoy, porque esa voz nos marca el camino para crear durante este tiempo. Por eso, es necesario conectar con nuestra fuente, el centro interior que nos guía hacia la vida, esa lucidez que el corazón conoce y que merece la pena.

El verdadero Amor tiene una esencia fundamental que es la libertad, por eso es que sólo podemos conocer la libertad a través del amor profundo.

Tiempo para dejar emerger la Nueva Conciencia Vincular, la libertad en la dualidad e independencia en las relaciones, la búsqueda consciente de la autorrealización compartiendo con el otro desde una percepción de completud personal. El Amor y la Libertad son compañeros en esta Nueva Era de Acuario. Permite que la Nueva Conciencia emerja a través tuyo, desde adentro hacia afuera, de lo individual a lo colectivo.

Feliz Luna Nueva!

Comentarios